El Principe de Persia

Batallitas

Hace poco vi en la tele la película El Príncipe de Persia, las arenas del tiempo,  ya la había visto antes y recordaba que era una  peli mala pero no me acordaba porqué. Ahora ya sí 🙁

Pero el Príncipe de Persia me trae tan buenos recuerdos que no me puedo enfadar con él.

El Príncipe de Persia es un videojuego que salió en 1989 para Apple II, tan solo un año después llegaba a un Sistema Operativo decente (MS-Dos) de la mano de Broderbund Software . Ya la portada nos decía que estábamos ante algo grande.

El argumento era bastante poco original, sultan malo secuestra a princesa para usurparle el trono, esforzado héroe lucha contra dificultades para rescatarla (y de paso pegar el pelotazo e convertirse rey, que eso nunca lo explican en los cuentos 😉 ...). Además era un juego de plataformas tan habitual en aquella época.

Entonces ¿Qué lo hace tan especial?

1- El argumento era simplón pero se lo trabajaron.

Había momentos en que había una flash de la princesa mirando al cielo y pensando en ti... o te enviaba un ratón para ayudarte. Pantallas de texto explicandote que más vale que te dieras prisa porque el malo seguía con su plan malvado.

2- Los gráficos eran revolucionarios.

Pongamonos en Mario, cuando salta es una imagen, a lo sumo dos, le das a saltar y lo siguiente que ves es el salto. Es lo normal. Con el Principe de Persona la cosa cambió, cuando le dabas a saltar , el hombrecillo flexionaba las rodillas cogía impulso y saltaba. Corria, aceleraba, frenaba, se arrodillaba...

Y hasta había peleas de espada con algo de esgrima.

http://www.kabytes.com/wp-content/uploads/2009/09/combate.jpg

Claro, vosotros pensad, de personales que se mueven a "golpes" a animaciones bien chulas... pues flipabamos en colores (en quella época se decía eso ¿vale?).

3- Había una hora para acabar el juego.

Ese el tiempo que el malvado visir ha dado  a la princesa para casarse con él o morir....Y cada minuto contaba, había que hacerlo y hacerlo bien, nada de me he caído, tranquilo, vuelvo donde estaba y lo intento de nuevo. Doble presión.

4- Pinchos ocultos, baldosas traicioneras, guillotinas, sangre...

No nos podíamos fiar ni del suelo que pisábamos..... Aprendías los trucos rápido (tras morir 4 veces). Por ejemplo los pinchos ocultos - también había sin ocultar- se descubrían porque las baldosas tenían agujeros, las baldosas que se caían había que pasarlas corriendo, etc.

Ñam Ñam

¡Uy! que me pincho el culo...

5- Enemigos más o menos decentes

Por si tanto salto no era difícil de vez en cuando tenías que enfrentarte con soldados. Y tenías que acordarte de desenfundar si no querías morir de forma inmediata.

Y además te enfrentabas con esqueletos que ¡REVIVÍAN!

En un tramo había que cruzar un espejo  (con su correspondiente reflejo 😮 ), y al cruzarlo generaba un doble tuyo con el que te tenías que enfrentaba más tarde. A mi me daba mucha rabia, intenté varias forma de evitarlo, pero ni modo. 🙁

6 - Había bebercio

Había dos clases de pociones, una te daba vida y otra te la quitaba...en mi monitor monocromo las malas echaban burbujas y las buenas no. En color no sé cual será la buena..

Pero como me parece que le sigo sin hacer justicia, os voy a dejar  un vídeo, que decía aquel que un video vale más que mil imágenes.

¿Y qué paso después?

Debido al éxito como cabe esperar salió un Príncipe de Persia II (1993), pero era básicamente el mismo juego con los gráficos mejorados, no tuvo gran éxito. En el 1999 salió uno en 3D para Windows, que tampoco alcanzó la gloria. Hubo que esperar hasta el 2003 y su salto a la consola para que la franquicia reviviera (no me atrevo a decir que para mejor), con casi un juego por año hasta el 2010.

Hasta hubo una peli, pero mejor nos olvidamos de ella.

Os dejo el resumen de la Wikipedia

Y no quiero terminar sin dar las gracias a superadventuresingaming.blogspot.com.es, de donde he tomado gran parte de las imágenes.

Latest posts by Mortanauta (see all)

2 Comentarios

  1. Yo la goce con el price of persia el sistema de movimiento era brutal (para la época) no experimente nada parecido hasta los los juegos en primera persona y fue mucho menor el impacto, un juego brillante y genial, una peli que ¿peli que peli?

Deja un comentario